Neuromodulación Percutánea Ecoguiada

EL TRATAMIENTO DE ELECCIÓN PARA EL
DOLOR CRÓNICO

NEUROMODULACIÓN PERCUTÁNEA ECOGUIADA

Consiste en introducir agujas de acupuntura o punción seca, en la proximidad del nervio periférico. Es una técnica segura con unos beneficios muy tempranos, relacionados, con la disminución del dolor agudo y crónico.

RESERVAR CITA

Neuromodulación Percutánea Ecoguiada

Intervenimos el funcionamiento del Sistema Nervioso

Mediante la Neuromodulación, los fisioterapeutas intervienen en el funcionamiento del sistema nervioso, tanto periférico como central.
La técnica de la Neuromodulación Percutánea Ecoguiada (NMP) es un tratamiento invasivo fisioterapéutico. Consiste en introducir agujas de acupuntura o punción seca, en la proximidad del nervio periférico. Estas agujas están conectadas a un dispositivo eléctrico de corrientes tipo PENS, o PENS BURST que permite ajustar diferentes parámetros.

Se trata de una técnica segura con unos beneficios muy tempranos. Suele combinarse con la Electrólisis Percutánea Intratisular (EPI) o la punción seca.
Esta práctica suele constar de 4 sesiones en las que se evalúan las estructuras a tratar de manera individualizada. Gracias a la ecografía, se aplica de forma concreta y segura.

El estímulo eléctrico al nervio o al músculo busca el equilibrio alterado y normaliza el patrón neuromotor y de dolor. La aplicación es local y adaptada a las necesidades de cada paciente. Debe ser aplicada por un fisioterapeuta experto en neuromodulación percutánea y ecografía.

RESERVA TU CITA AHORA EN GLOBALPHYSIO ESP®

Un profesional especializado de nuestro equipo analizará tu caso, te ofrecerá un diagnóstico y alternativas de tratamientos y terapias adecuadas para ti.

El dolor crónico, la enfermedad invisible

La primera herramienta que tiene el cuerpo para contrarrestar un desequilibrio en el sistema nervioso es la adaptación. El cuerpo fuerza a otras estructuras a un sobreesfuerzo repetido y, de esta manera, pone un “parche” al problema. A la larga, las estructuras que en su momento se vieron obligadas a trabajar más, se resienten y el problema empeora o se generan nuevas adaptaciones.

El dolor es una percepción localizada y subjetiva que puede variar de intensidad y que se siente en una parte del cuerpo. Existe un mecanismo de alerta que avisa al organismo de que el cuerpo está sufriendo daños: el dolor agudo. El dolor crónico tiene un impacto en el ser humano mucho más elevado. La complejidad del tratamiento del dolor crónico se deriva de que el propio dolor es un mecanismo regulado por el cerebro. Mientras que el agudo alerta de que algo no está bien, el crónico obedece a un fallo en los sistemas nerviosos. Hablamos de dolor crónico cuando se extiende por más de 3 meses y está asociado a enfermedades crónicas como la diabetes, fibromialgia, artritis reumatoide o cáncer. En definitiva, supone padecer dolor cada día, a todas horas y de forma constante.

Este tipo de dolencias puede tener un origen, en apariencia, complemente desconocido, no habiendo causa física que justifique su presencia. En otras ocasiones, el dolor se llega a ocultar detrás de otros diagnósticos. Sin embargo, también es posible, que presente una causa conocida como una lesión, una operación o un tratamiento médico.

Suele causar una serie de sensaciones similares en aquellos pacientes que lo padecen. Los síntomas más frecuentes del dolor crónico son: la pérdida del apetito, de peso, falta de deseo sexual y constante fatiga. Es habitual que el dolor crónico acabe desencadenando patologías psicológicas como depresión o ansiedad.

La Sociedad Española del Dolor (SED) estima que entre el 40% y el 80% de las consultas médicas están relacionadas con el dolor. El 20% de la población española sufre algún tipo de dolor crónico que afecta negativamente a su vida.

Los principales objetivos de la neuromodulación

Debemos tener en cuenta que esta técnica no es recomendada en pacientes con patologías infecciosas, embarazadas, problemas cardíacos, oncológicos, pediátricos o alteraciones neurológicas o neurovegetativas.

Los principales objetivos de la neuromodulación son:

  • Disminuir el dolo agudo y crónico de origen músculo esquelético. Nos referimos, por ejemplo, al dolor lumbar, postoperatorio, neuropático, cervical crónico, entre otros.
  • Restablecer la función del sistema nervioso, en aspectos relacionados con la disfunción sensitiva o motora.
  • Mejorar la función neuromuscular.

Es importante que, de forma previa a la realización de la técnica, el fisioterapeuta realice una valoración del paciente. En este informe el especialista analizará el tratamiento más adecuado para su patología.

Contacta con Nosotros




    Responsable: GlobalPhysio ESP®
    Finalidad: Recoger y gestionar datos personales de contacto para el envío de información y prospección comercial.
    Legitimación Consentimiento del interesado: Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
    Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos así como consultar la Política de Privacidad.


    Responsable: GlobalPhysio ESP®
    Finalidad: Recoger y gestionar datos personales de contacto para el envío de información y prospección comercial.
    Legitimación Consentimiento del interesado: Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
    Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos así como consultar la Política de Privacidad.